Entendiendo el Impuesto Predial en Texas: Una Guía para Empresarios

Si eres un empresario en Texas, o estás considerando establecer un negocio en el Estado de la Estrella Solitaria, es esencial entender el panorama fiscal local. Aunque Texas es conocido por no tener un impuesto sobre la renta estatal, sí tiene impuestos prediales que pueden impactar a los negocios. Aquí está lo que necesitas saber.

¿Qué es el Impuesto Predial de Texas?

Texas no tiene un impuesto predial estatal. En su lugar, los gobiernos locales, incluyendo condados, ciudades, distritos escolares y distritos especiales de impuestos, imponen impuestos prediales sobre la propiedad real y personal tangible. Esto significa que si posees propiedad o alquilas equipo en Texas, probablemente estarás sujeto a estos impuestos prediales locales.

¿Quién Debe Pagar?

Cualquier entidad empresarial que posea propiedad real (como tierras o edificios) o propiedad personal tangible (como equipo, vehículos o incluso software de computadora) en Texas está sujeta al impuesto predial. Si estás alquilando equipo, es esencial revisar tu contrato de arrendamiento para ver quién es responsable del impuesto predial: el arrendador o el arrendatario.

¿Cómo se Determina la Tasa de Impuesto?

Cada unidad de tasación local establece su propia tasa de impuesto. Esta tasa es una combinación de la tasa de mantenimiento y operaciones (M&O) y la tasa de deuda. La suma de estas dos tasas es lo que se aplica al valor tasado de tu propiedad para determinar tu factura de impuestos. Dado que hay múltiples unidades de tasación en cualquier área dada (condado, ciudad, distrito escolar, etc.), necesitarás considerar la tasa de impuesto combinada de todas estas entidades.

Tasaciones y Exenciones

El valor de tu propiedad es determinado por el distrito de tasación del condado local. Evalúan el valor de toda la propiedad dentro del condado cada año. Si crees que el valor tasado de tu propiedad es demasiado alto, tienes el derecho de protestar la valoración.

Además, Texas ofrece varias exenciones que pueden reducir el valor imponible de tu propiedad. Aunque muchas de estas son para propietarios de viviendas, hay algunas para negocios, como la exención Freeport para bienes en tránsito. Vale la pena consultar con tu distrito de tasación local o un profesional fiscal para ver si calificas para alguna exención.

¿Cuándo se Debe?

Los impuestos prediales se deben el 31 de enero del año siguiente al año en que se impuso el impuesto. Por ejemplo, los impuestos impuestos en 2022 se deben el 31 de enero de 2023. Si no pagas antes de la fecha de vencimiento, las penalizaciones e intereses comienzan a acumularse el 1 de febrero.

Pensamientos Finales

Poseer o alquilar propiedad en Texas viene con la responsabilidad de entender y pagar los impuestos prediales locales. Para los empresarios, esto puede ser un gasto significativo, pero con una planificación adecuada y entendimiento del sistema, puedes asegurarte de no pagar más de lo necesario.

Para una inmersión más profunda en los impuestos prediales en Texas, considera visitar el sitio web del Contralor de Texas sobre Impuesto Predial.

Share this information
WhatsApp
Facebook
Twitter
LinkedIn